Mientras que los organismos internacionales como el FMI están anunciando:

. Frenazo en el crecimiento o crecimiento apagado económico mundial, incluido México Sr. López

. El frenazo para México en 2019 se refleja en un pronóstico de crecimiento de 40 centésimas de punto, quiere decir que ni a un punto de crecimiento llegaremos, casi igual que en sus admirados gobiernos Sr. López, de Ecuador y Venezuela, Argentina seguramente con sus futuros amigos los peronistas

. En México la actividad económica se frenó de manera pronunciada en la 1ª mitad del 2019, por la elevada incertidumbre política, los subejercicios presupuestales y las actitudes del gobierno, ante la falta de inversión, seguridad de la población, baja del poder adquisitivo en general, desempleo y política para tratar la migración centroamericana

No sabemos si el gobierno tiene ninguna iniciativa para apoyar y fortalecer a las PYMES, que son el verdadero motor de la economía familiar y personal de millones de mexicanos, que no están en el comercio informal.

Definitivamente ni Chela, ni AMLO, tienen una idea cercana a la realidad de que son las PYMES y su importancia para el crecimiento y desarrollo económico familiar.

Se debe simplificar el régimen fiscal de las PYMES para el cálculo y pago de impuestos, a fin de incentivar su facturación e impulsarla a un crecimiento de 5 a 20 millones anuales.

Se debe encadenar el segmento de PYMES a las compras de los gobiernos municipales, estatales y federal, a fin de realmente impulsar su crecimiento en las cadenas de abastecimiento y que cuando menos un 35% mínimo de las compras consolidadas se hagan a las PYMES, estaríamos hablando de aproximadamente $600,000 millones anuales, transparentando la contratación y el pago oportuno sin ningún tipo de dádiva, piénsenlo, se puede hacer y si no saben cómo pregunten.

Algo que va a afectar a las PYMES es la Reforma Laboral que impusieron a las empresas y que no se ha difundido ni con mucho en forma preliminar, es fundamental hacerlo.

Se debe impulsar a las comunidades y parques industriales en todo el País, al vincular a las PYMES con empresas grandes, eso sería trabajar en serio, por parte de su gobierno Sr. López.

Hasta el momento no se sabe con exactitud, ni precisión, por parte de la Jefe de Gobierno de la CDMX, el número de proyectos de construcción frenados, su valor por cada Alcaldía y conocer los sí, para que se libere el pendiente jurídico que impide su continuidad, el efecto devastador que ha tenido en el empleo de las personas en el ramo de la construcción puede ser corregido y lo agradecerán miles de familias mexicanas, que dependen directa e indirectamente del desarrollo y crecimiento del sector de la construcción en cada Alcaldía.

En la CDMX el haber frenado los proyectos de construcción afectó directamente a los inversionistas en general, incluida la banca, ya que venden menos casas y departamentos y prácticamente nadie invierte en el sector de la construcción, excepto los nuevos favoritos del gobierno de la CDMX, que insiste en perseguir fantasmas y culpar al pasado de su ineficacia y falta de solución a los problemas del sector citado.

Con sorpresa, porque de cualquier persona lo hubiera usted esperado, menos del Diputado Ramírez Cuellar, exlíder del Barzón, declarar angustiado y preocupado, que no hay suficientes ingresos para todos en el Presupuesto de Egresos del 2020, le faltan entre $150 y $200,000 millones, que ni con los ahorros de $800,000 millones de AMLO puede financiar, ya que son de pura saliva.

Ciertamente, destinar casi $500,000 millones a programas sociales preferentes de AMLO, sin reglas de operación, sin auditoría, distribuidos y entregados, tanto en forma electrónica en tarjetas de débito recargables como en efectivo, por los servidores de la nación, requiere de la imaginación, talento del Sr. Ramírez Cuellar y caterva de morenos en el Congreso para no enojar a AMLO.

Como diría Don Ángel Verdugo, el sedicente Secretario de Hacienda, dice tener insomnio por el no crecimiento de la economía, que como ya sabemos, estará entre 0 y 40 centésimas de punto, que en cristiano quiere decir, que no tendrán la captación de ingresos fiscales esperados y seguramente tampoco, de la venta del petróleo, ya que seguramente por la caída que ha experimentado la petroquímica a lo largo de los años se tendrán que importar insumos como amoniaco, etileno y propileno entre otros.

La colocación de vivienda nueva caerá entre un 20 y 25%, la vivienda de tipo social podría llegar en su caída, a un 40%, lo que quiere decir en cristiano que varios millones de mexicanos, no accederán a viviendas nuevas, ni aún con las reformas que dicen haber hecho en el INFONAVIT y en el FOVISSSTE.

Espera el sedicente Secretario de Hacienda que la desaceleración de la economía que le quita el sueño se pueda contener con gasto en infraestructura y buscará que el BID, apoye la construcción del Tren Maya, lo cual quiere decir que nadie le quiere entrar con su dinero a esa aventura selvática.

Nuevamente aparece el Sr. Slim, que manifestó interés en subirse al Tren Maya para el desarrollo de complejos inmobiliarios, alrededor de las 18 estaciones inicialmente previstas, hablamos de hoteles, centros comerciales, por supuesto casa habitación.

Para contrastar y aumentar nuestro pesimismo, algunas noticias que realmente dan mucho de que pensar por la manipulación evidente:

. Listos 120 proyectos de infraestructura, carreteras, puertos, aeropuertos, presas, generación de energía y gasoductos principalmente, financiados con capital privado, con al menos $40,000 millones de dólares, se necesita crear una Comisión Intersecretarial con el Sector Privado, para echar a andar asociaciones público-privadas diseñadas por la T4

. Presume AMLO, apoyos para 20 millones de mexicanos a través de sus programas sociales y va por más, con cerca de $500,000 millones para el 2020, financiados por todos los que compramos gasolina y pagamos impuestos

Claramente AMLO está en su delirio y quiere a toda costa meternos en él, inventa proyectos y montos de inversión, distribuye apoyos sociales sin comprobar un peso, no crea empleos y amenaza con despedir a más servidores públicos en el 2020.

La seguridad no es su prioridad, ha manifestado sin citar cifras, que el 80% del gasto social que financiamos nosotros es para sus pobres y humildes y el 20% para seguridad, que como ya vimos con la tragicomedia de Culiacán no ha servido para nada ese porcentaje sacado de la nada.

Tengámoslo presente, no sabemos que pasa con lo que dice ser su gobierno AMLO, solo amenazó con rendir un informe anual, el 1º de Diciembre desde su Palacio, en el Zócalo, con sus datos.

Publicado por DonHectorDice

Tengo experiencia en Consultoría y Auditoría en los sectores público y privado; diseño y uso de herramientas para evaluación y análisis de información. Conocimiento en temas de Salud, Seguridad, Educación y Desarrollo Social.

Deja un comentario

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

A %d blogueros les gusta esto: