La Licenciada en Economía y Maestra en Administración, con especialidad en Salud Pública y Maestra en la UV de Jalapa, inició como colaboradora de AMLO en el Seguro Popular, cargo que dejó al Antropólogo Juan Ferrer, que dicen inicialmente iba a ser nombrado Director del Tren Maya, que su ocupación previa a la Dirección General entendemos, dado que no hay Organigrama funcionando detallado en el Manual de Organización que tampoco existe, fue la de ocupar la Comisión Nacional de Protección Social en Salud, conocida como el Seguro Popular para extinguirla, desaparecerla o lo que fuera necesario para que naciera el INSABI y él con su Dirección General.

La Sra. Ivonne Cisneros, la anterior Comisionada del Seguro Popular al inicio de la Administración de AMLO, se le asignó la chamba de coordinación regional del INSABI en el sur del País, integrada por los 8 estados que firmaron un convenio para adherirse al INSABI “poner en pie la salud en los 8 estados prioritarios para AMLO”. Huelga decir, que no está claro, ni documentado, como y cuanto cobraron de sueldo y gratificación de fin de año, ni la Sra. Cisneros, ni el Antropólogo Ferrer, ni los distinguidos miembros de su equipo de trabajo. Se entiende que la falta de transparencia esconde la tan repudiada corrupción.

No se sabe, si está realizando su chamba y los resultados de la Sra. Cisneros, que suponemos algo le enseñaron de sistemas para el control de inventarios de insumos médicos, incluidos medicamentos, lo cual hace poco explicable el desbasto de medicamentos en el estado de Veracruz en general, en particular para atender el cáncer infantil.

El anterior contexto, podría explicar, si hubiera alguna explicación, el fracaso operativo y funcional del sol naciente en salud, bautizado por López como INSABI.

El Antropólogo Ferrer con todo tino y celo profesional de antropólogo, hecho a andar el INSABI a partir del 1º de enero de 2020 y que, por órdenes de AMLO, aseguraría la gratuidad de todos los servicios de salud a los 70 millones de mexicanos que estimaron, no tenían esa gratuidad, eliminando todo tipo de cobro a los mexicanos que con solo presentar su CURP, INE o Acta de Nacimiento deberían ser atendidos de inmediato, sin cobro alguno.

Nos enfrentamos a otro delirio mucho más grave, que seguramente ocasionará sangre, sudor, lágrimas y muertes a mexicanos indefensos ante los delirios del Predicador de Copilco, ahora, de Palacio Nacional.

Resulta que la realidad fea, dura y cruda, se opone tenazmente al delirio de AMLO y si solo fuera el desorden, la improvisación, la confusión y la desesperación por no saber como debe operar el INSABI, nuevamente enfrenta el delirio de AMLO.

Entre enfermos y familiares que acuden a los hospitales federales y estatales que suponemos tienen un convenio con el INSABI, que tampoco sabemos, si está constituido legalmente y tiene capacidad jurídica para celebrar convenios, simplemente se le responde que deben pagar cuotas por recibir atención médica, cuotas que corresponden al concepto de ingresos propios o autogenerados, que como se habrán de imaginare no estarán normados en la Ley de Ingresos, aplicable al 2020, que normalmente constituyen una fuente de recursos aplicados a la operación de hospitales de todos los niveles, para compra de insumos médicos, incluidos medicamentos y otros gastos operativos.

El impacto que tendrá en la captación de votos para Morena, la falsa y fallida operación del INSABI, más la desilusión y pérdida de la esperanza de millones de mexicanos, enfermos y sus familiares, pronto la sabrá AMLO, ya no podrá victimizarse culpando al pasado, porque después de prácticamente 17 meses de gobierno todavía no pueden meter el hilo en la aguja.

El presupuesto del INSABI de $40,000 millones, tomados del fideicomiso del Seguro Popular, que recibió AMLO de $90,000 millones, hace muy complicado, llevar a la práctica la dotación de medicamentos suficientes y de calidad, gratis, para 70 millones de mexicanos, vamos a bajarlo a cuando menos 40 millones que requieren atención médica, la cual se hará urgente para atender enfermedades derivadas de la obesidad y el sobrepeso.

Dice AMLO, que se han gastado $90,000 millones en medicamentos para 2020, lo cual no es cierto, quizá se acerquen a $20,000 millones para el 2º semestre de 2020 y ya presume ahorros de más de $5,000 millones, que tampoco están en la caja del INSABI o la TESOFE o SHCP, no aparecen.

En este clima escrito muy brevemente y sin ahondar en la pésima atención médica del IMSS e ISSSTE a sus afiliados, sin saber como les va a los empleados de Pemex y a los miembros de las fuerzas armadas, en la atención de su salud y de sus familiares, así como de los afiliados a los servicios de salud municipales y estatales, se está proporcionando salud a los mexicanos.

Es muy recomendable leer la página No.6 de la sección nacional del periódico Reforma del 7 de enero de 2020, para que, en voz de las enfermeras y enfermeros homenajeados en su día por AMLO y Robledo, les contestaron a sus arengas políticas de lo que hace el delirio de gobierno en salud.

Les faltaron el respeto a las y los admirables y respetados enfermeras y enfermeros, que son los que se las rifan en atender la salud de la población y que trabajan sin que les pongan palitos con zanahorias y falsos estímulos y recompensas.

Simplemente, en el INSABI y en la Secretaría de Salud, así como en las direcciones generales del IMSS e ISSSTE, sus funcionarios y mandos medios y superiores no han bajado a conocer los procesos por los que deben pasar enfermos y familiares para ser atendidos ya que no tienen voluntad, experiencia y conocimientos para realmente mejorar los servicios de salud pública.

Solo AMLO sabe todo lo que le cabe y trae en su cacumen, simplemente el administrar fe, esperanza y caridad no bastan para atender ni el crecimiento del País, ni la seguridad, ni los servicios de salud, ni la educación.

Publicado por DonHectorDice

Tengo experiencia en Consultoría y Auditoría en los sectores público y privado; diseño y uso de herramientas para evaluación y análisis de información. Conocimiento en temas de Salud, Seguridad, Educación y Desarrollo Social.

Deja un comentario

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

A %d blogueros les gusta esto: