LOS BENEFICIOS DE LAS PIFIAS DEL “GOBIERNO”” ACTUAL

Pensar en relatar, mejor dicho, revelar, historias de éxito o reconocerlas, es complicado para la educación que recibimos de criticar, cuestionar, descalificar, ignorar y retar a lo largo de nuestra formación como personas, propiciando que la objetividad no sea un atributo formal de nosotros, que vamos a juzgar en general “cuando nos conviene” a las circunstancias que nos obligan a hacerlo.