LA JUSTICIA PARA ROSARIO

Así como AMLO exoneró al Zar Inmobiliario de cualquier duda sobre su fortuna personal, que debe rondar modestamente, para que no se vea miseria, en los $1,200 millones, Rosario, la pobre, que no tiene ni para un buen despacho de abogados, sigue presa seguramente por los agravios muy fuertes que le haya recetado a AMLO cuando estuvo protestando por el robo de las elecciones en que se proclamó vencedor. Ahora AMLO y sus fanatizados seguidores, están cobrando a Rosario todo lo que los ofendió.